lunes, 20 de diciembre de 2010

Mr. Rific en... "Cuento de Navidad"

I - LA EXCUSA:

Cinco meses atrás, Maika y yo habíamos echado uno de los polvos más nefastos que recuerdo.
Al menos para mi lo fue... ella no debió de pensar lo mismo ya que en las siguientes semanas no dejó de insinuarse proponiendo un nuevo encuentro.
A lo largo de ese tiempo (y a pesar de su insistencia) nunca me sentí lo suficientemente tentado como para repetir... hasta el pasado viernes.

Un par de días antes ella asomó por el Messenger en plan calentorro, pidiendo pelea.
Me preguntó si hacía algo el finde, que vaya frío que hace, que ya podría calentarla, etc.
Mi excusa evasiva del día fue: "¿Pero dónde vamos a hacerlo? En mi casa ahora no se puede, en la tuya tampoco... ando mal de pelas para un hotel, y de la calle con este clima mejor ni hablamos"
"Tengo una amiga que tiene un piso vacío en la Plaza de la Guerra –contestó- bueno... realmente lo tiene lleno de trastos, acaba de mudarse a otro y aún guarda algunas cosas allí. Me ha dicho que me presta las llaves así que podríamos ir…"


No sé por qué, pero la situación que describía despertó en mi el morbo suficiente como para contestar: "vale, si te dejan las llaves avisa y nos pasamos un rato"

Dicho y hecho, el viernes por la mañana recibí el siguiente sms: "Hola ¿q tal? Q planes tienes para esta tarde noche, ya engañe a mi amiga para ir a La Plaza de la Guerra (icono sonriente) besos

Yo ya había quedado con una chica para esa noche, así que mi primera reacción fue proponer a Maika quedar a primera hora de la tarde, no renunciando así a nada.
"Te parece muy pronto 17:30 allí, en la misma plaza?", envié... "Ok, a esa hora", contestó, apenas unos segundos después.


II - LA CITA:

Llego puntual a la plaza, el panorama en esa parte de la ciudad es de lo más "pintoresco", muchos chavalines en chándal, con los pelos de punta, fumando Dios sabe qué... dando vueltas en círculo (como aves rapaces) con sus bicis.
La música procedente de los coches es una mezcla entre Estopa, David Guetta, Los Chichos y Daddy Yankee.
Es el día de más frío en lo que va de otoño/invierno y casi me quedo congelado esperando durante los quince minutos que ella tarda en aparecer... ¡y menuda irrupción en escena!

Maika dobla la esquina empujando un carrito de bebé vacío... avanzando detrás de ella, a paso lento, viene su amiga (la dueña de la casa) llevando en brazos a un crío de poco más de un año de edad.
Maika me presenta a la amiga (Sonia), la cual (después de darme un intenso repaso con la mirada) sigue caminando hacia una de las fachadas de la Plaza, se sitúa bajo cierta ventana... y pega un estridente vocinazo llamando a nosequién.


Dos minutos después asoma de uno de los portales un cani con aspecto patibulario, se acerca a Sonia y habla algo con ella, haciendo también alguna carantoña a la criatura.
Mientras tanto, en segundo plano, me ponen al día de la situación.
Resumen: Sonia tiene 34 años, aquel chaval 23... y es el padre de la criatura, pero ahora están separados porque él se ha liado con una de 19.

El caso es que llevo ya veinticinco minutos parado en esa plaza y apenas siento los pies del frío que tengo... el quinqui pega media vuelta y abandona el escenario.
"¡Venga, las llaves!", chilla Maika... "Ya va, petarda, ya va", responde Sonia, "pero os acompaño y entro un momento con vosotros que tengo que coger una bufanda para el crío".

Así que los cuatro (y el carrito) entramos en la casa... yo acompaño la procesión en el más absoluto silencio, observando el sainete que a mi alrededor se esta organizando y arrepintiéndome un poco de haber quedado...
...pero apenas había sucedido nada.


III - EL IGLÚ:

¿Cómo describir el lugar de los hechos?
Ya desde la entrada apesta a lo que (despreocupadamente) me dicen es "mierda de perro"... hay un pasillo estrecho que da al salón, donde se encuentran desperdigados un sofá, una mesa y una montonera de ropa de niño revuelta, sin colocar.
Sonia coge la bufandita para el crío, susurra algo al oído de su amiga guiñándole el ojo... y se pira.

Una vez solos Maika, sin pronunciar palabra, me agarra de la mano y avanzando hacia el fondo del piso me conduce hasta la primera habitación a la izquierda: el dormitorio.

La casa tiene la luz cortada, así que subo la persiana cuanto puedo para poder ver algo pero a las seis de la tarde ya apenas entra la última luz del día...
La casa tampoco tiene calefacción, así que al principio nos metemos en la cama medio vestidos...
Es como jugar a tinieblas en una nave frigorífica.


Ella comienza a besarme y yo meto las manos dentro de su pantalón para que entren en calor.
De repente se oye el sonido de un teléfono móvil procedente del salón, ella se levanta a investigar y descubre que su amiga se lo ha dejado olvidado... y quien llama es la nueva novia de su ex, la chica de 19 años.
"Es que han quedado ahora para tomar algo ahí en el portal" –me dice- "a pesar de lo sucedido ellas se hablan y eso..."
"Ah, qué bien", contesto.
Cinco minutos después empezamos a follar.

A cada poco vuelve a sonar el dichoso móvil del salón, convirtiéndose en la banda sonora de un acto sexual de lo más gélido...
Imagino que motivado por la envidia, mi teléfono decide hacer los coros y en la mesita de noche comienza a iluminársele la pantalla, sonando "My World" de Guns n’Roses, sintonía que tengo asociada a mi colega Andrés.

A pesar de encontrarme encima (y dentro) de Maika, digo: "vaya, ahora me llaman a mi... y debería cogerlo"
"Mientras no dejes de follarme haz lo que quieras", me dice... así que sin dejar de hacerlo extiendo el brazo y atiendo la llamada.

La conversación:
-Qu e eeh paasa Andrés
-¿Qué haces Rific? Te oigo raro...
-Ando a algo ooo ocupado... ¿qué quieres?
-Pues salgo ahora a hacer unas compras navideñas, luego a las 7 y pico pasaré cerca de tu casa, por si te apetece tomar una caña
-Vale, a aaa a las siete me haces uu uuuna pe perdidaa... y bajo

Maika mientras, descojonándose, me dice: "estás como una cabra", agarrando con fuerza mi trasero empujándome hacia ella. Cuelgo el teléfono.

(Rato después cuando quedé con Andrés me diría: "qué estabas haciendo, ¿cagando?")


IV - EL INCREIBLE CASO DE "LA MUJER LINTERNA":

El móvil de Sonia sigue sonando en el salón a cada poco rato... "me da que tu amiga no ha quedado al final con la de diecinueve" -comento- "deberíamos salir fuera no sea que aún esté en el portal esperando, y darle el teléfono..."
"De eso nada" –contesta- "de aquí no nos movemos..."

Se mete bajo las sábanas y se dirige hacia mi entrepierna... cierro los ojos y sin pensar en el (cada vez más intenso) frío, me limito a disfrutar, ajeno a lo que el destino me tiene reservado... tan sólo diez minutos después.
Quince quizás, en fin, como sea... el caso es que es en ese instante posterior cuando el silencio del iglú se ve importunado por el sonido de una llave entrando en la cerradura del piso, la apertura de la puerta... el gimoteo de un bebé, una madre (Sonia) hablando sola diciendo "a ver si te encuentro el anorak que te regaló la tía... ay madre, no veo nada de nada... ¿dónde habré dejado el móvil?"

Mientras tanto Maika está sobre la cama, a cuatro patas... conmigo follándola por detrás.
"¡Pero qué hace esta tía aquí tan pronto!" -exclama mi montura- "ay Dios, y tenemos la puerta de la habitación abierta..."
"Tranquila mujer, que no se ve ni torta", susurro, sin hacer el más mínimo amago de parar... ella nuevamente se ríe y sin oponer resistencia, pone una mano sobre su boca, y con la otra agarra fuertemente la almohada...

Sonia mientras sigue avanzando por la casa, iluminando sus pasos con la pantalla del móvil, hablando sola, (si es que tenía que haberlo hecho antes de que vinierais, ahora tengo que preparar la mochila del niño y no se ve tres en un burro, a ver cómo coño encuentro yo todo lo que tengo que meter...) llega a la altura del marco de nuestra puerta... y enfocándonos con su Nokia añade a su discurso, como quien no quiere la cosa: "anda, si estáis aquí".


"¡No entres Sonia por Dios!", chilla Maika... a ambos nos da de lleno la luz del móvil pero curiosamente, ni yo dejo de embestir, ni Maika se aparta... y Sonia se queda ahí parada, apuntándonos con la luz (como el acomodador de un cine) soltando la siguiente perla: "Yo alucino con esta gente, chacho... te puedes creer chacho, que andaban diciendo que si había venido uno a pegar al Isra y a la Vane??? Yo lo flipo chacho, en qué cabeza cabe... que voy yo a traer a alguien para que le casque al imbécil ese... ya les he dicho que si están tontos o qué, que a qué ibais a venir si no... si es que está clarísimo chacho, ¡pues a pegar un polvo! La Virgen, chacho..."

A pesar de haber resistido dale que te pego al arranque del monólogo, finalmente me veo superado por la esperpéntica situación y caigo doblado en la cama, víctima de un ataque de risa.

Maika se cubre con la sábana y sale de la habitación diciendo a Sonia "ya podrías haber tardado un poquito más bonita", a lo que la otra se disculpa diciendo que ya ha anochecido del todo y tiene que coger unas cuantas cosas para el peque, que se le hace tarde... "¿podéis ayudarme a alumbrar esta esquina? ... es que no veo un cagao", concluye.
Entonces me incorporo de la cama, desnudo, agarro el móvil y tapándome la entrepierna con la otra mano, comienzo a iluminar junto a Sonia cierto cajón que ella acababa de abrir.

El repaso que ahora me pega es mucho más detenido que el de nuestro primer encuentro en la Plaza de la Guerra... de hecho se queda muda un minuto largo hasta que alcanza a decir: "pero no estés así hombre, con el frío que hace, vístete lo primero"

Vuelvo al dormitorio y tardo una eternidad en encontrar todas mis prendas, dispersas en esa camera obscura... Sonia continúa llenando una mochilita con prendas, radiando en voz alta cada uno de sus hallazgos y movimientos, dando incesantes vueltas al rumor que su ex y la chica de diecinueve habían esparcido por el barrio... y Maika en el WC meando en penumbra, pero con la puerta abierta.

Me visto y me pongo el abrigo.
A estas alturas de la astracanada ya no sé si reír o llorar... reprimo el impulso inicial de salir corriendo de esa casa y me espero a que todos acaben lo que están haciendo.

Ya en la calle nos cruzamos nuevamente con el ex de Sonia (ahora acompañado de una chica con chándal blanco y un petardo de polen entre los dedos, ¿de diecinueve años quizás?), intercambian unas palabras y en una de las ocasiones que él me mira de reojo pongo cara de tontito, introduzco un dedo en mi nariz... el cani aparta la vista.

Acompaño a las chicas dos calles más abajo y en cuanto considero que mi marcha no va a ser tomada (no al menos de manera descarada) como una huída, comienzo a disculparme alegando que he quedado con un amigo, les doy sendos besos dobles y me despido... pero antes de poner la directa hacia casa (donde me ducharía y prepararía para la segunda cita del día) Sonia alcanza a decirme: "bueno chacho ya sabes, para cuando queráis otra vez el piso ahí lo tenéis eh..."
"Y si tú finalmente te animas a pegar al Isra... ya sabes", respondo sonriente, despidiéndome con el brazo.


Y así concluye la historia de la única vez en mi vida, que he follado sin quitarme los calcetines...


40 comentarios:

Ana dijo...

jajajajajajjajajajajajjajajajajajajajajajajajjajajajajajajajjajajajajajajajajaja

Dama del Castillo dijo...

Si la tarde no había empezado bien... ¿cómo iba a terminar? jajajajaja.

Ana dijo...

Perdón, a lo que iba... no sé si preguntarte con qué clase de gente follas tú. Creo que el listón está muy alto. Al menos no te has tirado a la Sonia, cosa que te da algún puntillo.

La próxima vez intenta follar con orejeras..

Dama del Castillo dijo...

Cierto, Ana, yo pensaba que en algún momento iba mencionar que la amiga se unía... jajajaja.

Vir dijo...

jajaja vaya aventuras Rific!!! los chachos son así de naturales, a mi prima le pasó, se lió con uno hace unos años y me contó que la hermana paseándose por la habitación y ellos desnudos en la cama. Un besotee :**

Mr. Rific dijo...

ANA 1: :)

DAMA DEL CASTILLO 1: Sin embargo al final me acabé riendo tanto que el balance de la tarde fue "positivo"

ANA 2: Tomo nota, cambiaré los calcetines por las orejeras, sea como fuere ya se me antojan demasiadas piezas... :D

DAMA DEL CASTILLO 2: Al día siguiente le dije a Maica que cuando vi aparecer así a Sonia, daba la impresión de que iba a decirnos si le hacíamos un hueco... ella me contestó que por turnos quizás, pero juntas jamás

VIR: El caso es que ninguna de las dos era gitana ni agitanada... yo más bien pienso que la curiosidad le pudo y quiso (de alguna manera) cobrarse el "servicio" echando un vistazo a lo que se cocía sobre su antigua cama, en vivo y en directo

Adriano dijo...

Pero con calcetines nooo! Eso sí que nooo! jajaajajajajaj
No te metas en círculos de "lechugueros", que acabas tú con otro baby! xDDD

Alan Moore dijo...

Es lo que tiene el sexo, que te deja frio.

Dama del Castillo dijo...

Vale, Rific, gracias por la matización. Me alegra saber que no soy la única a la que eso le apuntaba a un trío, jajajaja.

Mr. Rific dijo...

ADRIANO: Bueno, con calcetines (y las botas puestas) no es la primera vez... pero acostado dentro de una cama no lo había hecho antes con ellos puestos.
Siempre que no me vuelva a encontrar en otro ambiente "bajo cero" procuraré evitarlo :P
¿babies lechugueros? ¡Ni looooco!

ALAN MOORE: Es que a la temperatura ambiente de aquella casa, imagino que el esperma podrá conservarse "vivo" durante varias horas... y que ciertas partes del cuerpo adquieran un tono azulado tampoco es buena señal, ¿no? :D

DAMA DEL CASTILLO: ¿Y si hubiera sido tan desalmado de haberlo propuesto?
Uf, con todos los fenómenos "paranormales" que acontecieron en esa casa en tan poco tiempo, haber recibido un "sí" por respuesta tampoco hubiera sido algo extraño...

Xana dijo...

que fuerte me parece
me da envidia lo ligon que eres y tu vida sexual tan activa , la verdad,...
pero claro
para lo que tu haces hay que valer...
eres bueniiiiiiiiiiisimo en todos los aspectos

elenaazcarate dijo...

Muy bien narrado Rific. Hay que ver que dura es la vida del "polvo a salto de mata". Pero por otro lado está muy bien, uno conoce gente, barrios y casas de todo tipo, aunque canse es enriquecedor.

Mr. Rific dijo...

XANA: ¡No te pases! Que no es para tanto, créeme :)

ELENAZCARATE: Supongo que habrá gente que ante una situación como la descrita saldría por patas a las primeras de cambio... yo hice bien en quedarme, acabó siendo una anécdota imborrable

Ana dijo...

Jajajajajajajjajajaja en respuesta a tu pregunta a Dama (joder que retorcido suena eso) decirte que si hubierais hecho el trío creo que lo peor seria que quien enfocara con la linterna sería el pobre niño. Además creo que hiciste bien en frenar, que luego vienen la de 19, Isra y de ahí a una orgía...

Mr. Rific dijo...

ANA: Es que mira que hay nombres en el mundo eh, y tuvieron que ser "el Isra" y "la Vane"... uff
Pobre niño, espero que su subconsciente haya borrado cualquier rastro de este suceso :S

Lo de la orgía me lo apunto, el próximo día que hable con esa chica le diré que vaya organizando una con los chachos/as, a ver qué pasa... :P

panterablanca dijo...

Jajajajajajajaja!!! esto es lo mejor que nos has contado hasta ahora. Como me he reído, jijijiijii!!! (y me río). Sinceramente, no sé cómo pudiste follar en un ambiente así.
Besos selváticos.

neko dijo...

Me pregunto cuántas veces pensarías "trágame tierra" a lo largo de aquella tardecita! :D

La verdad es que lo de "la Sonia" tiene cojones, al menos os podría haber hecho un video de la faenita para que os fuerais con regalo incluido!!

Y qué, para cuando una nueva cita en la caverna??

Melvin dijo...

Haciendo una analogía cinematográfica es como un cocktail de Fellini, Almodóvar, Bigas Luna y los Cohen. Ya veo que los desafíos son tu atractivo...Pintaba mal, pero tenías que conocer la consecuencia final, como buen aventurero. No debes arrepentirte. Es un relato genial, con todos los ingredientes. Sexo, misterio, terror, diálogos de extraordinaria riqueza (Óscar a mejor secundaria para Sonia, sin duda) muy contextualizado en el aquí y ahora y con ese punto castizo, de raza, que dan los calcetines folladores. Pa repetil.lo.

Mr. Rific dijo...

PANTERA: No era la primera vez que lo hacía en una casa semiabandonada sin calefacción en invierno, así que creía saber (más o menos) donde me metía... sin embargo, ante el desmadre reinante, acabé haciendo caso a la máxima "relájate, y goza" :)

NEKO: Pues ahora que lo dices espero que con su móvil tan sólo nos iluminase, y no haya grabado nada... de todos modos el video iba a ser una especie de híbrido entre la Bruja de Blair, un edredoning de Gran Hermano y una españolada de Mariano Ozores (por lo de los calcetos).
La próxima incursión en Frigolandia para cuando la luz solar dure algo más y bajen las nieves... :D

MELVIN: Pues sí, con algún ingrediente tb de aquellas pelis de quinquis del Torete, Perros Callejeros... y con un ligero toque de Benny Hill :)
Gracias por los cumplidos y las (inmerecidas) analogías... pero cuando tu vida se convierte en una especie de circo, historias como estas surgen con relativa "normalidad".
Y eso mola tanto como (a veces) asusta...

Laura dijo...

Jajajajajajajajajaja. Madre mía qué historias!!
Realmente te merece la pena pasar todo eso por un polvo? Si el primero con Maika fue nefasto, a éste qué calificativo le pondrías??
Un besito Rific.

Mr. Rific dijo...

LAURA: Si el primero recibió el de "nefasto", esta segunda ocasión la califico (como mínimo) de "delirante".
Delirante alto tirando a grotesco...
:)

Te susurraré... dijo...

Si es que follar con calceitnes nunca puede acabar en nada bueno.
Besos

Mr. Rific dijo...

TE SUSURRARÉ: Pues sí, habrá que considerarlo como una especie de maldición, y ya de paso me recuerda la teoría loca de un amigo mío que dice que con los pies congelados, se aguanta más tiempo ñaca ñaca...
No sé si alguien más por aquí será de la misma opinión :O

netsnooper dijo...

No sé por qué está tan mal visto lo de los calcetines, con lo calentito que se está !

A mi una tia solo con calcetines me pone, me parece tierno

Mr. Rific dijo...

NETSNOOPER: Respecto la frase final de tu comentario... no tengo más remedio que estar totalmente de acuerdo contigo :)

Ana dijo...

Jajajajajjajaa netsnooper, dependerá de los calcetines que lleve no? si son de puntillita...

Rific, FELIZ NAVIDAD!!

Mr. Rific dijo...

ANA: Nada nada, de puntillita también valen :P
Igualmente Ana, feliz empacho estos días ;)

Zips dijo...

Jajajajajajajajajajajajajajajajajajaja!

No puedo parar de reír... Yo no hubiera aguantado tanto como tú... Me habría liado a voces, o a reír como un loco, o a cualquier otra cosa desde el primer minuto... Con lo que me gusta a mí follar tranquilito, sin altercados, joder!

ivan dijo...

Jajjajajaj

Pensé que la ibas a invitar a unirse. Enhorabuena por tu gol. ¿Cómo fue el siguiente del día?.

Mr. Rific dijo...

ZIPS: Ya bueno, pero es que yo soy muy respetuoso con los anfitriones... y si ellos quieren meterse en la habitación y contar algo mientras tú estás ñaca ñaca... pues habrá que permitírselo, que para eso la casa es suya!!! :P

IVAN: Pues el siguiente gol fue bastante más trabajado, digamos que incluso golpeó en el palo pero finalmente acabó entrando.
Pero esa será otra historia...

Olivier dijo...

K caña, jajajajaja. Y k sangre fria... claro k con la temperatura ambiente tampoco tiene mucho merito, jajaajaja.
Mola lo de los calcetines... y es k es verdad... con los pies calientes todo tiene otro color.
;-)

Mr. Rific dijo...

OLIVIER: Jamás lo había hecho antes en un "iglú" como ese... y lo de pies y manos es fundamental para poder disfrutar del momento, con ellos congelados se puede cumplir, pero rara vez gozar :P

Princesa Negra dijo...

No me puedo creer que eso sea verdad!!!!, tendrías que ser un super-hombre para poder tener sexo en esas condiciones y más teniendo la oportunidad de hacerlo más tarde se supone que en mejor lugar…….Dime que no es cierto.....es patético...... La historieta es que no tiene desperdicio.

Mr. Rific dijo...

PRINCESA NEGRA: Tu comentario es cierto casi íntegramente: lo relatado es verdadero, cierto, patético, no tiene desperdicio...
Sólo te falla lo del superhombre (a un superhombre no le pasarían sainetes semejantes), de hecho estas cosas me suceden como castigo a mis numerosas imperfecciones :)

Eva dijo...

Descubrí tu blog por casualidad hace un par de días y desde entonces no he parado de leer en los ratos libres, jeje, me encanta tu blog :)

Desde luego que en experiencias esperpéticas lo mejor es tener buen humor.

Lo de "jugar a tinieblas en una nave frigorífica" me ha hecho dar un par de carcajadas que han intrigado a la par que asustado a mi compañera de piso.

Por cierto, si no te importa, viendo que a los nuev@s los invitas a fantas yo me pido una Paulaner, que he visto por ahí que también se sirven :P

Mr. Rific dijo...

EVA: ¡Bienvenida al blog! Muchas gracias por tu comentario y por dedicar tiempo a leer entradas anteriores :P
Y desde luego que sí, teniendo sentido del humor uno supera las "crisis" que se presentan mucho mejor.
Pues que sea una Paulaner bien grande y fresquita... ¿normal o de trigo?
Yo te acompañaré con una pinta de Foster ;)
¡Hasta pronto!

Eva dijo...

Rific, de trigo, de trigo! qué pregunta :P Mira, creo que esta tarde después del curro me beberé una de las grandes, que me ha entrado antojo, jaja.

Saludos!

Mr. Rific dijo...

EVA: ¡Qué ricas están las de trigo eh! ¿Sería un sacrilegio mezclarla con un poco de fanta de limón? :P
La verdad es que con cervezas "buenas" jamás me he atrevido a probar...
Espero que te sepa rica, ¡chin chin!
:D

Eva dijo...

Al final no tenían Paulaner y me he bebido una Franziskaner :)

Lo de echarles fanta de limón sí es un sacrilegio. Si quieres probar algo rico y "permitido" píllate una Hoegaarden y le pones una rodaja de limón.

¡Salud!

Mr. Rific dijo...

EVA: Debo confesar que prefiero la Franziskaner de trigo a la Paulaner, por cuestiones puramente sentimentales... :)
Lo del limón iba de coña, aunque últimamente me he ablandado un poco y alguna que otra Shandy ha caído ante los asombrados ojos de ciertos amigos puristas/talibanes cerveceros.
Lo que no perdono es el tamaño del formato, siempre grande ;)

P.D: la Hoegaarden es demasiado suave para mi gusto, pero las sugerencias de los comentaristas son órdenes para mi, así que probaré lo de la rodaja la próxima vez que se me presente la oportunidad :D